domingo, 5 de mayo de 2013

Santuario Histórico de Machu Picchu, Perú.

Aunque esto no es Argentina, vale la pena verlo.
Ciudadela de Machu Picchu y Huaynapicchu

Llamas en las Ruinas de la Ciudadela de Machu Picchu. 
Estos animales eran muy aprovechados por los Incas ya que utilizaban su carne, su lana y como animales de carga. Cabe aclarar que hasta la colonización española, no se conocían caballos, ovejas ni cabras en América.

' VOLVER A PAISAJES Y LUGARES DE ARGENTINA
'
Imágen de la Ciudadela de Machu Picchu. Es la imagen más típica del lugar, si se observa con atención e imaginación la silueta de los cerros se asemeja a la cara de un Inca mirando al cielo.

Las magníficas construcciones de este santuario histórico, sorprenden si imaginamos los escasos medios que contaban los Incas al momento de su construcción.

Las terrazas que existen en el complejo, en algunos casos se utilizaban para cultivos y otras se construían para contener la erosión que provocan las importantes precipitaciones.

Las piedras labradas con herramientas de bronce, mantienen un calce perfecto entre ellas.

Machu Picchu fue elegido como una de las nuevas siete maravillas del mundo moderno en el año 2007.




Las obras hidráulicas permitían contar con agua en las principales construcciones y abastecían las terrazas agrícolas con un complejo sistema de riego. Aun hoy siguen funcionando.

Un profesor de historia norteamericano llamado Hiram Bingham,  es considerado el descubridor de Machu Picchu, aunque existen evidencias de que muchas personas conocían de la existencia de las construcciones, tal es así que dos familias vivían en el lugar al momento de llegar la expedición en el mes de Julio de 1911.

Si no se sufre de vértigo, en la ladera del Huaynapicchu se tiene la oportunidad de subir estos escalones que construyeron y utilizaron los Incas, debajo de ellos 700 metros de caída.
' VOLVER A PAISAJES Y LUGARES DE ARGENTINA
Vista de construcción Inca en el Huaynapicchu.

Los senderos de ascenso al "Huainapicchu" fueron construídos por los Incas. En algunos sectores son angostos y se tornan peligrosos pero vale la pena el esfuerzo y con mucho cuidado no hay riesgos. 

Una lagartija mostrando una piedra tallada en una de las construcciones.

Vista desde la cima del "Huayna Picchu" o Montaña Joven según su traducción del idioma Quechua. 
Se puede observar, entre otros maravillosos paisajes, las Ruinas de la Ciudadela de Machu Picchu, el Camino del Inca desde la Puerta del Sol y el camino de acceso desde aguas calientes a las ruinas.
El ascenso y descenso a esta montaña, lleva entre dos y tres horas a personas que (Como yo) no tienen entrenamiento en trekking.
VOLVER A PAISAJES Y LUGARES DE ARGENTINA


3 comentarios:

Cinty dijo...

¡Muy lindas fotos! El viaje: INCREÍBLE! :D

Zenyazen Flores dijo...

Hola!Usted subió el Huayna Picchu? Qué tan difícil es? he leído que hay partes de la subida que está muuuy inclinada y es difícil... no tenía miedo a las alturas pero creo que con eso que leo pensaré dos veces si subo o no a Huayna :P Saludos!!!

Julio Ricardo Buratti dijo...

Si sufres de vértigo no es para nada aconsejable. Con mucha tranquilidad se puede subir sin problemas, pero hay lugares con accesos muy peligrosos, especialmente si está lloviendo o con mucha humedad por riesgo de caídas. Vale la pena el riesgo por lo maravilloso del paisaje.